SOCIEDAD

4 de julio de 2018

El misterio por el cierre de Rond Point

Mientras algunos creen que la emblemática confitería no volverá a abrir sus puertas, desde el tradicional establecimiento sostienen que estará en obras durante 3 meses y que tendrá cambios en su estructura.

Por los vidrios tapados, las mesas en la vereda y obreros que entraban y salían del local, el lunes por la tarde corrió el rumor que había llegado el fin del emblemático Rond Point. Que el bar que funciona desde hace más de 40 años en la esquina de Figueroa Alcorta y Tagle, no volvería a abrir sus puertas.

Esa sede de encuentros de empresarios, políticos y otros personajes de la fauna porteña, finalmente parecerá cerrarada, pero por tres meses y por reformas.

La confirmación surge desde el grupo de inversores que tomó el mando de Rond Point en 2004, cuando se puso en marcha la primera y gran renovación. Esos trabajos concluyeron en 2005 y demandaron poco más de un año, durante el cual la confitería también permaneció cerrada. Esta vez se manejan plazos mucho más cortos y un regreso con el mismo nombre, algo que también se había puesto en duda. 

 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas