Lunes 27 de Septiembre de 2021

  • 14.8º

14.8°

Nublado

  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

INTERNACIONALES

10 de abril de 2018

Temer rompió el silencio tras la detención de Lula

El presidente de Brasil dijo que su país atraviesa un momento "difícil" y recomendó como única salida para la estabilidad "cumplir" con lo que dice la Constitución Nacional. Este fue su primer comentario oficial luego del arresto del ex mandatario.

El presidente de Brasil ,  Michel Temer , afirmó este lunes que su país pasa un momento “difícil”, pero recomendó “cumplir la Constitución” como única salida para la estabilidad, en su primer comentario oficial desde la detención del ex mandatario Luiz Inácio  Lulada Silva.

 

La alusión a la carta magna de Temer, un profesor de derecho constitucional, puede indicar un guiño al Supremo Tribunal Federal (STF, corte suprema), que frente al caso  Lula está ante una encrucijada sobre cuándo puede ser detenido un condenado.

"Salimos de un momento difícil, seguimos con un momento político difícil, pero debemos seguir adelante, respetando la normativa nacional, cumplir la Constitución, que eso es lo que da estabilidad al país", dijo Temer.

Gran parte de la clase política observa el de Lula como un caso testigo para el resto de los partidos y los dirigentes acusados, investigados y condenados por corrupción. Lula está preso desde el sábado porque el STF aplica una jurisprudencia propia de 2016 pedida por la operación Lava Jato para detener a condenados en dos instancias.

La carta magna, en cambio, apenas autoriza la detención una vez agotadas todas las instancias, en caso de que el condenado no sea una amenaza para la sociedad.

Temer dio el discurso en Río de Janeiro, durante la asunción del ex ministro de Planificación Dyogo Oliveira como titular del poderoso banco de fomento estatal Bndes.

También aludió supuestamente a la maniobra política de Lula para decidir su detención sin cumplir los plazos que le había otorgado el juez, Sérgio Moro para que cumpla un apena de 12 años y un mes de cárcel.

"Sólo tendremos organización cuando se cumpla estrictamente la norma jurídica; cuando uno piensa que no puede cumplirse la norma jurídica, la sociedad se desorganiza", sostuvo Temer.

 

COMPARTIR: