El comando electoral de la provincia de San Luis informó que las PAS (Primarias Abiertas Simultáneas, pero no obligatorias) se desarrollaron con toda normalidad en las 129 escuelas designadas para votar. El partido que representa a los Rodríguez Saá, que gobierna esa provincia desde 1984, tras la alianza con el kirchnerismo, rebautizado como Frente de Unidad Justicialista, no se presentó en la elección porque ya acordó su lista con Adolfo Rodríguez Saá en el primer lugar.

Entonces las PAS sirvieron para ver quiénes serán los candidatos del frente Avanzar y Cambiemos, y constituidos por la UCR, el ex gobernador Claudio Poggi, Libres del Sur, el PRO y el PDI. Sin obligación de ir a las urnas, y con pocas opciones para elegir, el interés ciudadano fue casi nulo.

La jornada resultó absolutamente atípica, dado que la única interna que iba a desarrollarse se dirimió a último minuto en la Justicia Electoral, que frenó una lista disidente y habilitó solamente a una a presentarse en las Primarias, asegurando su victoria.