Vecinos denunciaron al 911 que decenas de menores causaban disturbios en la Plaza Dorrego, en Virrey del Pino, partido de La Matanza. Ante ese detalle, la policía local envío 6 policías para lograr evitar que los disturbios prosigan.

La treintena de pibes, varios de ellos menores de edad, y algunos consumiendo alcohol y drogas, no querían entrar en razón, hasta que a una de las oficiales se le ocurrió "rapear" para compartir el "código" de los pibes. Así logró risas, que se coparan con ella y redujo el conflicto.

Luego, la oficial Ayelén S. pidió disculpas, ya que no es el proceder que se acostumbra en la fuerza: "Le pido públicas disculpas a quienes se sintieron ofendidos. Fue la manera menos correcta, pero más sana que encontré para no llegar a confrontar con mas de treinta personas", justificó.

Mientras ella "dialogaba" así con ellos, sus compañeros pudieron requisar los estupefacientes y detener a los mayores que estaban consumiendo. Mirá el video.